Manual de Colombofilia | Razas | Libros
Home / Colombofilia / La técnica del colombófilo

La técnica del colombófilo

tecnica de criar palomas mensajerasLa técnica del colombófilo

Se entiende que para cualquier cultivo de palomas mensajeras con el que se pretenda obtener productos de calidad, y esto parece lo lógico en unos descendientes, no hay más remedio que prescindir de sentimentalismos y conservar solamente aquellos que se pretenden conseguir.
Toda explotación con fines para un rendimiento deportivo, está motivada por una técnica de la cual depende el éxito en su finalidad.

La colombofilia pertenece al grupo de explotación deportiva. Como es natural, precisa también de estas técnicas y naturalmente de la forma que se apliquen dependerán los éxitos y los fracasos.
Se conoce por buena selección el procurar, por medio de un excelente cuadro reproductor, cuyos componentes sean de calidad y de conformación perfecta, mantener una serie de ejemplares que sean lo más perfectos posibles para poder dar un buen rendimiento. Esto se consigue a base de conocimientos y de experiencias y, sobre todo, de un don de observación.

De nada vale un ejemplar de buena raza y una perfecta conformación atlética si su cuidador no sabe sacarle el máximo rendimiento a su capacidad. Es lógico pensar que un ejemplar en malas condiciones higiénicas se derrumba ante cualquier enfermedad; por muy buena que sea no puede dar un adecuado rendimiento. No pretendemos desvirtuar las técnicas de la gran mayoría de los colombófilos actuales. Casi todos rivalizan en querer mantener un sistema cuanto más complicado mejor, olvidando en muchos casos, a la suerte, que sin ella nada se logra. Ahora bien, esta suerte debe buscarse y luchar para merecerla, y de ser posible, con todas las ventajas de nuestra parte.

Siempre hemos creído que los concursos los ganan o los pierden en un mismo porcentaje el colombófilo y la paloma. Existe una buena cantidad de palomas con clase, con estilo para triunfar en los concursos, eso sí, cada una en su distancia y en su posición verdadera. Como sabemos, hay varios métodos o sistemas: al natural, el celibato, sexos separados, la viudez, y palomar interior abierto. Así y todo, siendo la perfección pura, con todos estos sistemas fracasarán así a la llegada de la paloma de sus viajes no entra rápida para poder ser comprobada por su propietario. En estos casos somos partidarios de tener a mano varios reclamos para que le sea más fácil la tirada de la paloma concursante.

Sabemos de muchos casos que se le achaca al no ganar a la mala suerte, que no lo es tanto si repasamos la manera diaria de tratar a las palomas de algún novel colombófilo.

Tenemos que pensar que el verdadero dueño del palomar es la paloma, no el colombófilo, que muchas veces está falto de sentido común al requerir algo, sin saber lo que quiere y cambiando continuamente el horario de entrenamiento y la ración diaria de sus palomas.

En una palabra, creemos que los pequeños detalles son los que sirven para ganar los concursos. De un tiempo para acá se hacen más complicados, ya que con sólo décimas de segundos separan los primeros premios.

La paloma mensajera se halla dotada por la naturaleza de inigualables condiciones, se adaptan al perfecto y alto cometido que la providencia al crearlas se propuso.

Pero debemos comprender que esas condiciones, para que sean aprovechables, tienen que ser complementadas con una magnífica salud y una preparación apropiada.

En definitiva, para practicar el deporte colombófilo no sólo es necesario tener animales buenos, sino también que nuestro amor por la paloma sea tanto que nos obligue a velar por ellas.

Texto: Francisco Sánchez Ramírez

2 comentarios

  1. Piedad cano Lopez

    He encontrado una paloma anillada en conil de la frontera y en las anillas pone Portugal 2003 (3432095 )

  2. esto es lo mejor que ha pasado las palomas son mi Vida

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*